Durante el tercer trimestre de 2020, Dinamarca, Noruega, Suecia y Finlandia experimentaron una recuperación parcial de su actividad económica, como resultado, se atenuaron las caídas del crecimiento interanual del PIB en comparación con el trimestre anterior para los cuatro países analizados. En cuanto a la inflación, Noruega registró la tasa más alta, y los cuatro países analizados alcanzaron tasas positivas. En relación al mercado laboral, tanto Dinamarca como Noruega siguieron registrando un aumento en su tasa de desempleo, mientras que Suecia y Finlandia registraron niveles de desempleo inferiores a los del trimestre anterior.

 


Informe de coyuntura macroeconómica: Países Nórdicos 3T20

Ver vídeo

Resumen macroeconómico

  • Dinamarca: el PIB se deceleró en 7,61 p.p. hasta registrar una tasa del -7,67% durante el segundo trimestre del año. Esto se debió a la fuerte caída de la demanda durante este trimestre como consecuencia de la crisis sanitaria mundial. La tasa de inflación se situó en el 0,10%, tras registrar una deceleración de 0,53 p.p. respecto al trimestre anterior. Por último, la tasa de desempleo aumentó 0,60 p.p. en este trimestre, hasta situarse en una tasa del 5,47%.
  • Dinamarca: Pese a aumentar en 4,32 p.p. respecto al trimestre anterior, la variación interanual del PIB continuó registrando un crecimiento negativo, del -3,68%. La tasa de inflación se situó en un 0,53% tras registrar un incremento de 0,43 p.p. respecto al trimestre anterior. La tasa de desempleo incrementó en 0,73 p.p. en este trimestre hasta situarse en una tasa del 6,20%.
  • Noruega: atenuó su caída en 3,87 p.p. respecto al trimestre anterior en la tasa de variación interanual del PIB, hasta situarse en una tasa del -0,17%, la caída menos pronunciada de los cuatro países analizados. La tasa de inflación se situó en un 1,53%, tras aumentar en 0,36 p.p., posicionando a Noruega una vez más con la inflación más alta de los países nórdicos. Por su parte, la tasa de desempleo se incrementó en 0,80 p.p., situándose en un 5,40%, siendo la más baja de los países nórdicos.
  • Suecia: pese a experimentar un aumento de 4,71 p.p. en su tasa de variación del PIB respecto al trimestre anterior, continuó registrando un crecimiento negativo del -2,66%. La inflación aumentó en 0,47 p.p. respecto al trimestre anterior, hasta alcanzar una tasa del 0,57% en este trimestre. Por su parte, la tasa de paro descendió en 0,50 p.p. hasta una tasa del 8,60%. A pesar de este descenso, Suecia registró la tasa de paro más alta de las cuatro economías.
  • Finlandia: respecto a su tasa de variación interanual del PIB, atenuó su caída en 3,20 p.p. respecto al trimestre anterior, hasta situarse en un -3,00%. La tasa de inflación aumentó en 0,50 p.p. respecto al trimestre anterior, hasta una tasa del 0,33%. La tasa de desempleo disminuyó en 1,20 p.p. respecto al trimestre anterior, hasta un 7,67%, lo que supuso el mayor descenso en la tasa de desempleo de los cuatro países nórdicos.

Para más información, accede al documento completo en PDF haciendo clic aquí (solo disponible en inglés).